lunes, 6 de abril de 2015

El pouch de supervivencia

Cuando salimos de excursión puede resultar útil equipar algunos objetos de forma que queden accesibles para poder utilizarlos rápidamente. Esta es la función del pouch de supervivencia.

Se trata básicamente de una bolsa de tamaño reducido que puede colocarse cómodamente en el cinturón o en la parte externa de la mochila. Los objetos de esta bolsa no sustituyen de ninguna manera al kit de supervivencia, sino que se tratan de kits complementarios. Concretamente, el pouch de supervivencia nos facilitará acceder a una parte del equipo que utilizaremos de forma frecuente en nuestra excursión, sin tener que tratarse únicamente de una emergencia real.

Un error que pueden cometer algunas personas es el de llevar el kit de supervivencia dentro del pouch. El problema de esto es que si por algún motivo se pierde el pouch también nos sucederá lo mismo con el kit de supervivencia. 

A continuación daré algunas ideas de lo que puedes incluir en tu pouch de supervivencia, ya sabes que esto es algo personal y que puedes o no incluir estos u otros objetos:

1 - Un hornillo plegable. Tiene la ventaja de que se pueden llevar algunas cosas en su interior, como pastillas de combustible sólido. Resultan muy compactos y nos permitirá cocinar y hervir agua.

2 - Una linterna. Es esencial si prevemos que puede oscurecer durante nuestra excursión. 

3 - Un cuchillo. También puede llevarse en su propia funda atada al cinto, pero si no es el caso esta también es una buena opción.

4 - Una multiherramienta. Concretamente yo llevo una Victorinox Camper, que me provee de abrelatas, abrebotellas, varios tipos de destornillador, hoja de corte, sacacorchos, punzón y sierra. Aunque llevemos todas estas herramientas o algunas de ellas en nuestra mochila, siendo herramientas lógicamente de mayor tamaño y robustez, el llevar una multiherramienta puede sernos realmente útil en caso de perder el resto del equipo o realizar un trabajo puntual moderado sin tener que rebuscar en la mochila.

5 - Cerillas anti-tormenta o un pedernal. Para encender un fuego o las pastillas de combustible de nuestro hornillo.

6 - Algunas pastillas como analgésicos

7 - Algo para tomar notas. Si necesitamos realizar alguna anotación mejor llevar una pequeña libreta a mano.

8 - Té, sobre de café u otras infusiones. Nada anima más que una reconfortante bebida caliente durante un descanso para retomar fuerzas. Recuerda llevar azúcar si no soportar el amargor de estas bebidas.

9 - Algo de comer, como unas galletas o unas barritas energéticas para recargar las baterías rápidamente.

10 - Algo llamativo. Por ejemplo un plástico delgado de un color chillón, que ocupe poco plegado y que se vea desde lejos para llamar la atención.

11 - Un recipiente metálico que pueda usarse a modo de sartén. Quizá puedas colocar tu hornillo plegable dentro para reducir el volumen del pouch.

12 - Una bolsa de basura. Las bolsas de basura son muy útiles en supervivencia: transporte de agua, protección contra la lluvia, aislarse del frío...

13 - Algún elemento de navegación, como una brújula junto a un pequeño mapa de la zona.

14 - La bolsa. Todo lo anterior debe ir en algún sitio, ¿verdad? Una bolsa pequeña de unos 15x10x5 puede ser suficiente. Yo dispongo de un Tasmanian Tiger Tactical 1 pouch que resulta ser más que suficiente.

Estos son sólo algunos ejemplos. Recuerda la verdadera finalidad del pouch de supervivencia y trata de introducir lo que realmente uses más o pueda ser útil en situaciones de emergencia. El espacio es fundamental. Un pouch más grande, con más cosas, puede llegar a perder la funcionalidad para la que se pensó: el de disponer de objetos esenciales e situaciones que apremien.

Si tienes alguna otra idea escribe un comentario.

Gracias por leer este pequeño artículo, te espero en el próximo.

Un saludo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario